Ayuntamiento de Almería

Almería presume de mantecados y turrón

1

Manteca de cerdo, azúcar, harina, huevo, almendra, canela, limón, anís, sésamo… son ingredientes que se repiten en la elaboración de muchos dulces de Navidad de toda España. En Almería también se producen algunos mantecados, turrones, polvorones y roscos dignos de mención, unos más artesanales que otros.

Cuando se acerca el final del verano, llega a algunos obradores almerienses su etapa de mayor trabajo del año. Refuerzan sus plantillas hasta mediados de diciembre y comienzan a elaborar los mantecados y polvorones de la campaña de Navidad.

Este año las dos principales empresas del sector en Almería esperan vender la friolera de 170.000 kilogramos de dulces navideños por toda España. Otros pequeños productores también aportan opciones interesantes para endulzar la Navidad, época en la que nos entregamos al exceso de calorías como si no hubiera un mañana. Estas son algunas de las opciones que te damos para que pases de dulces industriales y apuestes por lo local y tradicional en tus comidas y cenas de Navidad:

 Mantecados de Fondón

El principal referente de este municipio alpujarreño en elaboración de mantecados tradicionales es Panadería Camp, que comenzó su aventura en 1952. El abuelo paterno de Mariano Campos, gerente actual, fundó en su día una panadería. Fue más tarde su madre, de espíritu emprendedor, la que apostó por la repostería y los dulces navideños. De los mantecados como tradicionalmente se habían hecho siempre en la Alpujarra, pasaron a los polvorones, roscos de anís, roscos de vino, pastas de canela, soplillos y tortas de almendra. Estos días están a tope. Un total de 37 empleados (22 más que el resto del año) se esfuerzan en elaborar los dulces para dar respuesta a los pedidos que llegan de toda España. En Camp calculan que este año llegarán a producir 100.000 kg. de sus productos. También reciben de manera aislada pedidos del extranjero. Normalmente se trata de españoles que no entienden la Navidad sin sus mantecados.

Mantecados de Laujar

Mantecados de Laujar comenzó como cooperativa hace ahora 22 años, aunque hace 11 se reconvirtió a empresa. Elaboran todo tipo de repostería pero su gama de productos navideños llega ya a 14. Todos los años tratan de elaborar alguna novedad, que este año es el mantecadito de canela. María Dolores González, gerente de la empresa, estima que este año llegarán a los 70.000 kg. de producción. Sus productos están viajando ya a todos los rincones de España. En estas fechas su plantilla pasa de 3 a 10 trabajadores. La elaboración se lleva a cabo en Laujar de Andarax, aunque en Fondón tienen la cafetería-pastelería Fuente Chica donde se pueden degustar y comprar.

Mantecados de Abla

mantecados Abla

A diferencia de los mantecados de la Alpujarra anteriores, los que elaboran en la Panadería Santos Mártires de Abla llevan almendra. Se elaboran pequeños y redondos como en muchos pueblos de la zona se hizo toda la vida. Me gustan porque su contenido elevado de manteca de cerdo los hace un pelín más jugosos que la mayoría y porque el gusto de la almendra se mantiene un buen rato en el paladar. En esta panadería de Sierra Nevada también elaboran roscos de vinos y de anís. Allí presumen de que sus especialidades durante todo el año son el pan dormido y los bollos de aceite.

Turrón de Olula de Castro

Turron Olula de Castro 2

Una de las grandes joyas desconocidas de la repostería almeriense es el turrón de Olula de Castro. Este tradicional dulce se elabora desde hace décadas. Probablemente se trata de una receta centenaria. Tiene mucho que ver con la agricultura de subsistencia de Los Filabres que utiliza ingredientes de la zona como miel, almendra, huevo y limón, además de azúcar. El secreto de su éxito es el lento proceso de elaboración. Nos lo explica Guillermo Mesas, cuya familia lleva elaborando la receta desde hace más de cinco décadas. Ellos utilizan dos grandes calderos de hierro fundido. Uno contiene agua y el otro los ingredientes del turrón. Durante unas seis horas se calienta al baño maría la miel, el azúcar y la clara de huevo removiendo con la ayuda de una gran pala. Cuando la pasta tiene la textura deseada se añade la raspadura de limón y la almendra previamente tostada, que puede ser con piel o sin piel, según gustos.

Esta Navidad calcula que de su cocina van a salir unos 700 o 800 kilos de turrón. Dice que hay demanda para más, pero que un proceso tan laborioso solo les permite elaborar entre 12 y 14 kilos diarios que se presentan en tabletas de uno o medio kilo. Otras familias elaboran el turrón de Olula de Castro siguiendo la misma receta, la mayoría para consumo propio. El pueblo se resiste a perder esta tradición, que según nos cuenta Guillermo Mesas está ligada a las fiestas patronales de noviembre, cuando se elaboraba para agasajar al visitante utilizando los ingredientes que tenían a mano hasta las familias más humildes.

Además de en sus lugares de origen, puedes encontrar la mayoría de estos dulces navideños en tiendas de Almería capital como Palenzuela o La Divina Pastora, entre otros comercios y bares de toda la provincia.

Como el que os escribe es más de salado que de dulce posiblemente se le haya pasado algún otro ejemplo de postre navideño elaborado en Almería que merezca la pena. Si es así, no dudes en ampliar esta lista dejando un comentario al final de este post.

Comparte

Sobre el autor

Es encargado de dirigir las cocinas de este galeón. De toda la tripulación, es el pirata con el sentido del gusto y del olfato más desarrollado. No hay barco pirata que surque los mares del norte y del sur que tenga mejores menús que los nuestros. Los regentes de las tabernas y mesones que frecuentamos, lo conocen tan bien como él a ellos, por eso, no pisamos un bar sin su consentimiento. Y después de tantas millas de navegación, sus descubrimientos gastronómicos aún siguen sorprendiendo nuestro paladar.