44º Festival de Teatro de El Ejido

El mesón que sirve 5.000 kilos de caracoles al año

3

En Turre es fácil encontrar caracoles en sus bares de tapas y restaurantes. Si preguntaramos a un grupo de gente de la comarca por el mejor sitio para degustarlos comenzaría una discusión de épica futbolera.

Aprovechando una jornada de trabajo por el Levante almeriense, decidí visitar el mesón que varios amigos me habían recomendado con insistencia por sus excelentes caracoles. Efectivamente fueron los mejores caracoles que me he comido en mucho tiempo. Aunque el restaurante estaba lleno, no pude evitar chuparme sonoramente los dedos tras la ingesta de cada ejemplar.

Se trata de los caracoles del Mesón Meco, abierto en 1988 por el matrimonio formado por Pedro Meco y Francisca Alías. Comenzaron esta aventura empresarial con intención de ganarse a la comunidad anglosajona que abunda por la comarca, pero poco a poco fue consolidándose como un local de cocina tradicional de Sierra de Cabrera con una parroquia mayoritariamente nacional.

¿El secreto de sus caracoles? Según Pedro “su sencillez”. Realmente es así. Una salsa muy básica de tomate, aceite, ajo y perejil para acompañar unos caracoles de criadero. ¿Más claves? “Buena materia prima, la limpieza de los caracoles y los tiempos de cocción”. Ciertamente los sirven en su punto de carnosidad y la salsa está para mojar pan hasta decir basta. Para ser perfectos solo les falta un punto generoso de picante.

Y tanto es su éxito, que siven entre 4.000 y 5.000 kg. de caracoles al año. Un par de miles caen en agosto debido a su cercanía con Mojácar y otros puntos de la costa que multiplican su población en verano. A pesar de lo abultado de la cifra, es posible que haya bares en Turre que superen esos 5.000 kg. Los caracoles son todo un reclamo en esta zona de Almería.

También destacan en Mesón Meco su conejo al ajillo y sus patatas a lo pobre. Estas últimas realmente no son “a lo pobre”, son unas patatas cortadas en rodajas muy finas y fritas con pimientos. Muy recomendables en cualquier caso. Dejo pendiente para otra visita sus platos de olla, de los que presumen como especialidades de la casa: gurullos, trigo, pelotas... La clientela más fiel pide por encargo ajo colorao, arroces y migas. Para los carnívoros hay una amplia selección de carnes a la parrilla sobre brasas de carbón vegetal. Dependiendo de lo que pidas, el precio medio por persona se puede situar entre 15 y 22 euros.

El restaurante es acogedor y familiar. El salón principal tiene un aforo de unas 50 personas en el que predomina la decoración rústica, destacando el techo, donde simulan una cueva llena de pequeñas estalactitas. Junto a la piscina tienen un salón terraza con espacio para otros 45 comensales. Y en las noches de verano la joya de la corona es la terraza, que tiene un aforo para 60 personas más.

El Mesón Restaurante Meko es de visita obligada si te gustan los caracoles o si estás por la zona. Muy cerca de allí, los caracoles de Casa Adelina también cuentan con un buen número de adeptos. Y para completar tu visita a Turre consulta este weeky enlace donde el pirata Miguel Arranz te habla de sus cuentos moriscos.

Mesón Restaurante Meko
Calle Málaga, 12
Turre – Almería
Reservas: 950 479 376
En Invierno cierran los martes y las noches de lunes a jueves
En Verano descansan los martes
En agosto abren todos los días
 
[mappress mapid=”340″]
Comparte

Sobre el autor

Es encargado de dirigir las cocinas de este galeón. De toda la tripulación, es el pirata con el sentido del gusto y del olfato más desarrollado. No hay barco pirata que surque los mares del norte y del sur que tenga mejores menús que los nuestros. Los regentes de las tabernas y mesones que frecuentamos, lo conocen tan bien como él a ellos, por eso, no pisamos un bar sin su consentimiento. Y después de tantas millas de navegación, sus descubrimientos gastronómicos aún siguen sorprendiendo nuestro paladar.