Cine Yelmo

El jamón de Serón, protagonista de una ruta de tapas

2

Más allá de los dos días de celebración de la XX Feria del Jamón Serrano de Serón, este año la concejalía de Turismo del municipio ha decidido extender durante parte del verano la promoción del producto gastronómico más emblemático de la comarca.

Lo harán a través de una ruta de tapas donde el jamón serrano de Serón será el protagonista absoluto de las propuestas de todos los bares y restaurantes del municipio. ‘De Tapas por Serón’ se desarrollará desde el próximo miércoles 9 de julio hasta el domingo 27 del mismo mes.

Estos son los 11 establecimientos participantes y sus propuestas de tapa:

  • Restaurante Plaza Nueva – Suspiros de Serón
  • Cafetería Pizzería Yélamos – Jamón a lo pobre
  • Abacería Los Arrieros – Tapa de la Tierra
  • Restaurante Bar Casa Pedro – Naranja, Rojo y Verde
  • Café Bar La Cochera – La Alconaiza
  • Restaurante Hermanos Cuadrado – Zapatilla de jamón con huevo
  • Bar La Piscina – Caracoles Jamoneros
  • Mesón Los Pinchitos – Salteado de Jamón de Serón
  • Bar El Cruce – Mar y Tierra de Serón
  • Restaurante La Estación – Melón con jamón
  • Restaurante La Posada del Candil – Tartar de Jamón de Serón con daditos de tomate ecológico.

Como suele ser habitual en este tipo de rutas, los clientes podrán sellar un pasaporte con las tapas que vayan probando y puntuar sus favoritas para acceder a concursos con premios de diversa índole. En esta ruta no es necesario visitar todos los bares. Es suficiente con seis.

Y ya que estás por la zona, aprovecha y prueba el vino que se elabora en esta bodega de Serón.

Aquí puedes ver todas las fotos de las tapas participantes:

Más información en Turismo Serón.

Comparte

Sobre el autor

Es encargado de dirigir las cocinas de este galeón. De toda la tripulación, es el pirata con el sentido del gusto y del olfato más desarrollado. No hay barco pirata que surque los mares del norte y del sur que tenga mejores menús que los nuestros. Los regentes de las tabernas y mesones que frecuentamos, lo conocen tan bien como él a ellos, por eso, no pisamos un bar sin su consentimiento. Y después de tantas millas de navegación, sus descubrimientos gastronómicos aún siguen sorprendiendo nuestro paladar.